RUTINA DE BELLEZA PARA PIEL MIXTA

RUTINA DE BELLEZA PARA PIEL MIXTA

Mantener cuidada y sana la piel es esencial para que se vea bonita y luminosa, pero no todas las pieles necesitan los mismos cuidados ni los mismos productos. Existen diferentes tipos de piel (normal, mixta, grasa y seca). Hoy nos centraremos en la rutina de belleza para piel mixta.

¿Cómo es la piel mixta?

La piel mixta es aquella que tiene zonas secas y zonas de grasa. La zona “T” del rostro (frente nariz y barbilla) es la más grasa y las mejillas suelen sufrir más sequedad. Por eso, también son las más complicadas de tratar, ya que por una lado hay que combatir la grasa y por otro, nutrir la sequedad.

Rutina diaria para piel mixta

1. Limpieza
Mojar la cara y aplicar espuma o gel adecuado a pieles mixtas por todo el rostro, realizando masajes circulares con los dedos. También podemos ayudarnos con una esponjita o muselina

2. Tónico
Aunque el tónico no es imprescindible, sí es muy recomendable para pieles que después de limpiarlas aparecen enrojecidas y más sensibles de lo normal. El tónico debe ser sin alcohol, y debe contener camomila, avena o aloe vera, ya que tienen propiedades calmantes muy necesarias para este tipo de piel.

3. Hidratar
La hidratación puede realizarse con cualquier crema hidratante equilibrante o reguladora que sea fresca, ligera y fluida para que nuestra piel quede hidratada pero mate y sin brillos. Recomendamos la crema Obagi Daily Power Defense como crema hidratante noche y dia, y vitamina C al 10% también de los laboratorios ZO Obagi.

4. Contorno de ojos
El último paso de la rutina de belleza para piel mixta sería la aplicación de un contorno de ojos para evitar la aparición de esas pequeñas arruguitas alrededor de los ojos y controlar bolsas y ojeras.

Además de esta rutina diaria, es conveniente realizar una exfolicación al menos una vez a la semana para eliminar células muertas del rostro y limpiar los poros obstruídos. Si, además, lo completamos con una mascarilla purificante (si el exceso de grasa es mayor) o nutritiva (si hay mayor sequedad), luciremos una piel sana, hidratada y de aspecto espectacular.

Mantener cuidada y sana la piel es esencial para que se vea bonita y luminosa, pero no todas las pieles necesitan los mismos cuidados ni los mismos productos. Existen diferentes tipos de piel (normal, mixta, grasa y seca). Hoy nos centraremos en la rutina de belleza para piel mixta.

¿Cómo es la piel mixta?

La piel mixta es aquella que tiene zonas secas y zonas de grasa. La zona “T” del rostro (frente nariz y barbilla) es la más grasa y las mejillas suelen sufrir más sequedad. Por eso, también son las más complicadas de tratar, ya que por una lado hay que combatir la grasa y por otro, nutrir la sequedad.

Rutina diaria para piel mixta

1. Limpieza
Mojar la cara y aplicar espuma o gel adecuado a pieles mixtas por todo el rostro, realizando masajes circulares con los dedos. También podemos ayudarnos con una esponjita o muselina

2. Tónico
Aunque el tónico no es imprescindible, sí es muy recomendable para pieles que después de limpiarlas aparecen enrojecidas y más sensibles de lo normal. El tónico debe ser sin alcohol, y debe contener camomila, avena o aloe vera, ya que tienen propiedades calmantes muy necesarias para este tipo de piel.

3. Hidratar
La hidratación puede realizarse con cualquier crema hidratante equilibrante o reguladora que sea fresca, ligera y fluida para que nuestra piel quede hidratada pero mate y sin brillos. Recomendamos la crema Obagi Daily Power Defense como crema hidratante noche y dia, y vitamina C al 10% también de los laboratorios ZO Obagi.

4. Contorno de ojos
El último paso de la rutina de belleza para piel mixta sería la aplicación de un contorno de ojos para evitar la aparición de esas pequeñas arruguitas alrededor de los ojos y controlar bolsas y ojeras.

Además de esta rutina diaria, es conveniente realizar una exfolicación al menos una vez a la semana para eliminar células muertas del rostro y limpiar los poros obstruídos. Si, además, lo completamos con una mascarilla purificante (si el exceso de grasa es mayor) o nutritiva (si hay mayor sequedad), luciremos una piel sana, hidratada y de aspecto espectacular.